TU ERES LA REALIDAD QUE ESTÁ SIENDO VIVIDA EN TU MENTE.

 

 

La sanación cuántica puede parecer un tema abstracto, ya que desconocemos el poder de la consciencia que somos. Tenemos unas capacidades de transformar, transcender y mover patrones de información que aún desconocemos, pero que estamos empezando a vislumbrar desde el conocimiento más profundo de lo que somos en este despertar genérico que estamos eligiendo.

La consciencia del ser es la fuente que sostiene la realidad que todos elegimos inconscientemente, y proyectamos en el campo de las manifestaciones o matriz divina, donde toman forma todos los patrones de información y donde se expresa esta experiencia que ocurre en la mente. Ahora tu crees ser tu cuerpo y tu mente y esta parte que crees ser representa tan solo al 5% de lo que eres, le vamos a decir Yo relativo, más allá de tu Yo Relativo subyace la parte más potencial de ti mismo y que sostiene a este Yo Relativo, le vamos a llamar YO ABSOLUTO, y es la parte más trascendental, transformadora y poderosa de ti mismo, ahí reside la verdad de tu ser, la consciencia que sostiene tu realidad y esta parte engloba el 95% de lo que tu eres, ahí reside la verdad de todo lo que se proyecta en este plano y tu puedes vivenciar, todas las memorias y toda la información que tu experimentas y se proyecta por la mente en este campo de manifestaciones que llamamos vida. Digamos que el 5% conecta con el 95% y así, se proyecta la realidad que vemos a través de la mente, es decir la mente proyecta todo lo que puede ver el personaje que encarnamos y que a su vez está siendo interpretada por la mente.

La mente es un programa que a través de la fuerza de la fuente, desde el 95% de lo que tu eres, proyecta y genera toda la realidad que se expresa en el campo de manifestaciones que tiene lugar en la misma mente, para poder experimentar lo que ve y vivirlo.

 

Si pones el foco de atención en tu fuente vital, en el poder de tu propio ser interno (el 95% de lo que tu eres) y dejas que esta parte de ti mismo, se haga cargo de las situaciones y conflictos que vive el pequeño Yo relativo, que es el 5% de ti mismo, es decir el cuerpo y la mente, podrás tomar conciencia de que al hacer esto, das permiso absoluto a que la inteligencia infinita que reside en ti, se haga cargo de trascender cambiar o moldear los patrones de información que percibes desde tu 5% (cuerpo y mente). Creemos que la vida se soluciona desde el impulso de mi ego, y eso no es cierto, la mente proyecta la realidad que interpreta así misma y genera distorsión ya que el ego nunca está satisfecho con nada, generando bucles de información que producen realidades que se colapsan o corto circuítan produciendo realidades densas y manifestándose en el personaje como enfermedades o situaciones que se repiten continuamente. Si accedemos al poder subyacente de lo que somos, es decir si reconectamos con el ser consciente que sostiene toda realidad incluida a la mente, podremos experimentar facilidad, gozo, alegría, SANACIÓN. Esto es la consecuencia de reconectar con la verdadera parte abundante de nosotros mismos.

 

Este es el trabajo que se realiza con BioMatrix Sistémico, sanamos y trascendemos esos patrones de información que impiden que accedas a la fuente de tu creación consciente del ser y ahí fundir la mente en el corazón del creador y arquitecto de tu realidad.

La consecuencia de vivir este proceso de reconexión es que muchas cosas en tu vida cambie de manera casi milagrosa, desde tu cuerpo, a las cosas que te rodean. Tu realidad está siendo cocreada desde tu intención conciente del personaje (el 5%) y sostenida y diseñada por la consciencia del ser que sostiene todo (el 95% de ti mismo).

 

Carlos Navas.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.